Lectura: El arte de comer un mango.

El arte de comer un mango.

De Ramón de la Pena Manrique.

Descargar texto aquí.


Algunos consejos para tratar con los chicos

A la hora de estar frente a un curso escolar, de cualquier nivel, o de trabajar con jóvenes desde el voluntariado sería bueno que tengamos en cuenta los siguientes consejos (todavía no tengo la fuente de este docimento, pero en cuanto la consiga la voy a citar):

- Hay que intentar dirigir siempre la situación.

Si forcejean: En vez de intentar detener los y pretender que se “calmen”, pueden ponerse reglas donde uno es el árbitro. Un pitazo, un aplauso, decir “tiempo”, indica que tienen que ir a sus esquinas y si se caen o dejan de tener contacto físico, el que lo provocó pierde un punto (de esta forma evitamos que puedan pegarse). Dejar marcas al otro, también haría perder un punto.

Si están rompiendo cosas: Hay que darles algo más para romper (por ejemplo, picar papeles para una actividad o para después tirar a la basura), o darles algo para golpear, como una pelota, una piñata, etc.

Si están ensuciando o desordenando: Hay que sacar algún juego para que tengan que “sistematizar” ese desorden. Pueden ser juegos de clasificación de cosas por sus características, por su disposición, por gustos, etc.

Hay que desviar los “llamados de atención” negativos, hacia los positivos.  Los chicos que “llaman la atención” no suelen tener vergüenza cuando se las prestan, asique las interpretaciones dramáticas (teatro) o juegos de rol, suelen ser una buena salida para que ellos llamen la atención, pero nosotros guiemos y moderemos cuándo y cómo hacerlo.

Los chicos más inquietos no van a reaccionar positivamente ante las formas tradicionales de control o disciplina. Ya las conocen por la casa o la escuela y están preparados para ignorarlas o darlas vuelta. Asique, la forma de retomar el control es provocando que ellos quieran seguir las indicaciones y no imponiéndoles lo que “deben” hacer.

Como trabajamos desde lo que ellos son, a veces hay que darles tiempo para encontrar otras facetas de su personalidad con las que puedan identificarse y no recurrir siempre a la “agresiva”, “rebelde”, “destructiva”, “el más malo del condado”. Y si no pueden salirse de eso, entonces hay que demostrarles que son los más “mansos”, “predecibles” y “manejables”, porque siempre hacen lo que todo el mundo les dice: todos dicen que “son malos” y ellos “son malos”.

Los más problemáticos son quienes más ayuda necesitan. A veces vamos a poder  trabajar sólo con ellos y otras veces vamos a tener que hacer que los chicos que están más adaptados, trabajen con ellos también. No tenemos que olvidarnos que la función del apoyo escolar, no es académica, sino de contención, socialización con sus pares de la comunidad y terceros externos a esa comunidad. A todos les sirve trabajar con estos chicos, ya sea para que ellos se adapten o para que los otros los comprendan. En este lugar se trata de establecer lazos sociales funcionales y sanos, así como elevar su autoestima e independencia.

Nunca, pero NUNCA, tenemos que subestimar a la familia o intentar reemplazar su función, por fuerte que sea nuestro instinto por protegerlos. Hay que intentar trabajar CON la familia, porque antes, durante y después del apoyo escolar, es la familia la que va a sostener o destruir lo construido.

Las necesidades de los chicos, suelen ser las necesidades de la familia. Sería óptimo poder conocer a las familias y escuchar cuáles son sus necesidades e intentar  descubrir cuál es la real necesidad detrás del reclamo, y actuar sobre ésta. Las familias o los chicos, no piden lo que quieren, sino lo que necesitan.

Poesía: Valles Calchaquíes

Poema de Alfonsina Storni con dibujo de fondo.

Descargar aquí.

Cómo trabajar con la hora

En este archivo encontraremos un reloj al que le faltan los números y las agujas.

Captura del reloj para imprimir

Este reloj es para ser impreso y se deben agregar las agujas del reloj (es ideal utilizar un ganchito mariposa de manera que las agujas giren y podamos practicar distintas horas). También tiene dibujos indicando algunas actividades que se realizan durante el transcurso del día (comidas, acostarse a dormir, estudiar, lavarse los dientes, etc.) lo que puede utilizarse para explicar y desarrollar las nociones de tiempo, la responsabilidad y buen uso del tiempo y las rutinas cotidianas. Este es un típico recurso para las maestras de inglés.

Descargar archivo acá.

¡Gracias Estefi!

Actividad en grupo: Dibujo en equipos

Actividad: Dibujos en equipo

Edad: 9-12 años (aproximadamente)

Materiales: Dos afiches o pizarrón, dos fibrones o tizas

Se hacen dos equipos (de aproximadamente 6 cada uno), cada equipo se forma en fila o los participantes se sientan uno detrás del otro. Se reparte al primero de cada fila un fibrón o tiza;  frente a cada equipo, a unos 2 metros, se pega el afiche(si se quiere conservar el trabajo final es mejor pegar un afiche en el pizarrón, sino se puede hacer con tizas directamente). El juego comienza cuando el que está dirigiendo nombra un tema, por ejemplo “la ciudad”, y el primero de cada fila corre hacia el papel de su equipo con el fibrón en la mano y comienza a dibujar. De aquí en más es cuestión de ver cómo continuar con el desarrollo de la dinámica (por tiempo, por objetivo logrado, responder una pregunta para tener el turno de dibujar, decidir quién y cómo se completa el dibujo del equipo, hacer tarjetas con objetos a dibujar, etc.).

Estefi se mató buscando estas cosas: ¡Gracias!

Arte: técnicas y evolución del garabato

100 técnicas divertidas graduadas por orden de dificultad creciente

Descargar aquí

Tenemos una lista de distintas técnicas artísticas graduadas por dificultad creciente y luego una descripción de la evolución esperable del niño en el manejo  de estas técnicas y de su representación del mundo a través del dibujo.

Más allá de realizar una actividad artística específica con ellos, esta corta lectura es recomendable para tener en cuenta a la hora de observar a los niños dibujar (lo que hacen siempre que tienen un papel y un lápiz a mano!!!).

¡Las gracias a Estefi!

Plantilla de DOMINÓ

Plantilla para descargar e imprimir.

Captura de la plantilla Dominó con Frutas

Podemos utilizar el clásico juego de dominó para desarrollar la atención de los chicos, la lógica, para trabajar sobre matemáticas e, incluso, lengua. Con algo de creatividad, podemos reemplazar los típicos puntitos que indican los números del 1 a 6 por cuentas algebráicas (sumas, restas, multiplicación y división) así como por diferentes categorías de palabras (sustantivo, adjetivo, plurales, etc.). Podemos acompañar con dibujos para ayudar a los más pequeños a ir identificando las categorías o los números.

En este caso, tenemos la plantilla de dominó con núeros del 1 al 10 y con dibujos de frutas se representan las cantidades.

Descargar aquí.

¡Gracias Estefi por el aporte!